Sin categoría

Incorporar la domótica: una batalla cultural

Hace unos días, conocimos a un joven emprendedor-empresario misionero, Guillermo Corti, y nos sentimos atrapados por su trabajo. Resulta que Guille trabaja con casas inteligentes y utiliza la domótica para ello, en nuestra provincia. Conocelo y enterate de qué se trata:
P: ¿A qué jugabas cuando eras chico?
GC: “De chico me gustaba hacer todo tipo de deportes: fútbol, taekwondo, padel, etc. Pero siempre tuve curiosidad de entender cómo funcionaban las cosas en general, ventiladores, estufas y un electrodoméstico en particular que recuerdo que era el microondas (para cocinar) que era un desafío entender cómo hacía para calentar los alimentos. Así fue que cuando algo dejaba de funcionar, les pedía a mis padres que me dejen desarmarlo para “arreglar”, cosa que no ocurría tan seguido, sobre todo las primeras veces.
Hasta que recuerdo que terminando el colegio primario mi padre me trajo 2 computadoras viejas que apenas funcionaban y por eso las habían reemplazado, fue ahí cuando me interesó entender para qué servían esas “PC” y cuando me dijeron que eran equipos que podían hacer lo que uno le “diga” solamente había que saber hablar su lenguaje (programar) inicié mi curiosidad por las computadoras y la programación. Fue así que pedí a mis padres para cambiarme a la escuela técnica EPET N°1 ya que tenía la Tecnicatura en Informática.”
P: ¿Cómo nace tu interés por la domótica?
GC: “Recuerdo que tenía 22 años, estaba viendo una película “futurista” en la cuál el actor principal llegaba a la casa y tenia un dispositivo para controlar iluminación, en ese momento había terminado de cursar la carrera de ingeniero electromecánico así que la parte de electricidad de potencia la sabía hacer, de la tecnicatura en informática había aprendido a programar y así fue como rápidamente pude controlar iluminación de mi departamento de estudiante y fui agregando aire acondicionado, tv, equipos de música, estufa, etc.”
P: ¿Encontraste obstáculos al comenzar tu proyecto? ¿Cuáles?
GC: “Siempre los hay, pero pienso que lo ideal es tratarlos como parte necesaria del crecimiento. No siempre va a salir todo como uno espera y la clave pasa fundamentalmente por no rendirse y seguir intentando.
Uno de los primeros obstáculos que recuerdo fue que como el sistema lo había diseñado yo, desde la programación, la electrónica y la instalación. Lo primero que pensé es en que necesitaba un equipo de gente que también lo pueda hacer y en ese entonces no existían iniciativas como las que hoy existen en la provincia como la Escuela de Robótica, el Polo TIC, etc. En ese momento estaba un poco solo y para iniciar la empresa necesitaba no solamente contratar gente, sino contratarla y además capacitarla en áreas super específicas como programación, electrónica aplicada, electricidad de potencia, etc. Es decir, capacitarlos para trabajos que en ese momento no existían.”
P: Contanos sobre “E Control”
GC: “Somos una empresa que brinda servicios de ingeniería en robótica, domótica y automatización, aplicado a casas y edificios inteligentes. Es decir, hacemos una instalación eléctrica en la cual al finalizar el inmueble por fuera es exactamente igual a uno convencional, con la ventaja de que tiene una “App” que permite desde celular o Tablet, controlar todos los dispositivos del hogar estando en él o no, como iluminación, aire acondicionado, temperatura, cortinas eléctricas, riego, cascada de pileta, filtro de pileta, alarmas, portón eléctrico, etc.”
P: Contanos sobre capacitaciones y charlas, premios en los que estuviste
GC: “Recuerdo que hace algunos años, me invitaron desde la Cámara de la Industria Argentina del Software (CESSI) a dar una charla en Capital Federal en la cual había varios startups de software y tecnología del país, todos de Capital y Buenos Aires y nosotros de Misiones. En ese momento me llamó la atención que todos los emprendedores de Bs. As. tenían equipos de desarrollos de muchas personas y me comentaron que eran financiados por mercadolibre, globant y u otras multinacionales de software que saben que el futuro pasa por estos trabajos y desarrollos nuevos. Una vez que me tocó subir al escenario y contar que desarrollamos software y hardware aplicados en domótica ¡nadie podía creer que en Misiones existiera dicha tecnología!, nosotros sin embargo hacía años que ya teníamos el sistema instalado y funcionando en casas e incluso edificios inteligentes.”
P: Contanos una anécdota relacionada a la tecnología y vos, a alguna actividad con niños y adolescentes en las que estuviste
GC: “Recuerdo una de las primeras casas que entregamos totalmente domotizada en la ciudad de Posadas, luego de un mes de que se mudaran a vivir a la casa nueva, me junto con el cliente y mientras estamos hablando en la cocina, observo cómo su hijo de 7 años que se encontraba en el living y estaba por jugar a la playstation, agarra la tablet, apaga la luz, enciende el aire, etc. Fue muy interesante ver la velocidad con la que los chicos aprenden la tecnología y la dan por sentado, ya que esto fue en el año 2015 aproximadamente, por lo cuál le dije a su padre, es increíble como para él ya es lo normal eso y no se debe imaginar que esta es una de las pocas casas en Argentina que tiene este nivel de tecnología. Considero que esa velocidad de aprendizaje es fundamental aprovecharla para poder prepararnos para los trabajos del futuro.”
P: Dejanos un mensaje para los chicos de Prisma
GC: “He participado en numerosas charlas y disertaciones en facultades o eventos ya que luego de trabajar varios años en el área de software, robótica y domótica, veo que hay muchísimo por realizar, desarrollar, inventar y que el futuro necesariamente pasa por ahí. Como siempre comento en las charlas, como ingeniero electromecánico me toca certificar y firmar planos de instalaciones eléctricas convencionales que se hacen de la misma manera, hace 40 años, siendo que hace 40 años no había celulares, internet, etc. El mundo cambió bastante producto de los avances tecnológicos, por qué no incluir un poco de esa tecnología en las instalaciones eléctricas, donde estamos reemplazando horas de trabajos ineficientes como picar pared, pasar caños, cables por simplemente 10 minutos de programación. Pienso que construir en el año 2019 y no considerar un sistema domótico es como construir y no pensar que el hogar debe llevar aire acondicionado, pero luego de varios años llegué a la conclusión de que es una batalla cultural más que nada, la gente no sabe que esta tecnología existe y hace varios años.”
*Ahh! Me muero de amor qué hermosa entrevista! Qué lindo todo lo que nos contaste. Piel de gallina! Un orgullo! 

La entrada Incorporar la domótica: una batalla cultural se publicó primero en Prisma.